APRENDER SOBRE BOLSA

 



INTRODUCCIÓN A LA INVERSIÓN EN BOLSA

LA BOLSA

ANÁLISIS BURSÁTIL
  1. Análisis fundamental
  2. Análisis técnico
A. Análisis gráfico o chartista
  • Zonas de soporte y resistencia
  • Pistas de tendencia
  • Formaciones básicas
  • B. Análisis paramétrico u osciladores

     

    El Inversor.Com

    Aprender sobre Fondos

    Aprender sobre Warrants

    Glosario Inversor

    ___________________________________________________

    INTRODUCCIÓN A LA INVERSIÓN EN BOLSA

    Intentaremos dar unas pautas fundamentales sobre dónde invertir y en qué invertir, ver qué instrumentos tenemos a nuestra disposición y cómo los utilizamos para saber qué vender, qué comprar y en qué momento.

    Antes de decidir cualquier movimiento, tenemos que hacer un análisis de nuestras disponibilidades económicas, del riesgo que queremos asumir y del horizonte temporal de la inversión así como la fiscalidad de nuestros ingresos. Así podremos decidir dónde metemos nuestros peculios.

    Algunas reglas básicas a tener en cuenta por EL INVERSOR son:

    - Basarse en hechos, no en rumores.

    - Una mayor expectativa de rentabilidad suele llevar un mayor riesgo.

    - Definir el plazo. Es recomendable plantearse la inversión a medio y largo plazo.

    - Diversificar. No invertir todos los huevos en una misma cesta.

    - No todos los valores tienen la misma liquidez.

    - Considerar los costes de intermediación y los efectos fiscales.



    LA BOLSA

    La Bolsa es un mercado. Es el lugar donde se reúnen compradores y vendedores para intercambiar activos financieros: acciones, bonos, opciones, warrants, etc.

    En las bolsas, las jugadores son las empresas y los inversores. Las empresas tienen en la bolsa una buena forma de conseguir financiación para sus planes a través de la venta de sus acciones. EL INVERSOR desea obtener una rentabilidad de sus excedentes y acude a la bolsa para comprar acciones, u otros productos emitidos por las empresas. Así, la bolsa es un instrumento de financiación para las empresas y de inversión para los particulares, facilitando la movilidad de la riqueza.

    La acción es una parte alícuota del capital social de una empresa. El que compra una acción se convierte, en copropietario o accionista de la empresa. Cuando una empresa obtiene buenos resultados y tiene buenas perspectivas, el precio de sus acciones tenderá a subir. Y a la inversa, cuando la empresa va mal y sus expectativas no son buenas, su cotización baja. En este caso, si la empresa pasa dificultades, podría llegar a la quiebra, perdiendo la empresa todo el valor. Además el accionista, tiene derecho a percibir dividendos, si lo hay, que es la parte del beneficio que la empresa decide repartir. Al mismo tiempo, el accionista tiene derecho al voto en la Junta General de Accionistas y a recibir información sobre la marcha de la empresa.

    Cuando las ofertas de acciones de las empresas a los inversores de forma directa, por ejemplo en las salidas a bolsa, se trata de una Oferta Pública de Venta (OPV). Posteriormente a esta oferta es cuando las acciones empiezan a cotizar en la bolsa. En este último caso, la bolsa ofrece liquidez a los inversores, pudiendo estos convertir las acciones en dinero al precio que resulte de la oferta y la demanda.

    Son préstamos que los inversores conceden a las empresas y también al Estado y otros organismos públicos. Se conceden por iniciativa de las empresas por un determinado plazo a cambio de unos intereses periódicos.

    En España, el mayor emisor de renta fija no son las empresas sino el Estado, que los emite para financiar el déficit público de las Administraciones Públicas.

    En función del plazo y del emisor, existen diferentes tipos de renta fija:

    A corto plazo: letras del Tesoro, pagarés de empresa,...

    A medio plazo: los bonos que suelen ser de entre 3 y 5 años

    A largo plazo: las obligaciones, producto a largo plazo que puede llegar a los 15 años en el caso de los bonos del Tesoro.



    ANÁLISIS BURSÁTIL

    Nos centraremos para analizar la bolsa en las acciones, aunque las mismas técnicas pueden ser usadas con mayor o menor similitud en los mercados de otros productos financieros.

    Todo inversor financiero busca identificar, estudiar y aplicar técnicas y métodos que nos lleven a predecir el comportamiento de los mercados bursátiles. Para saber qué comprar y cuándo comprar acudimos al análisis fundamental y al análisis técnico.


    1. Análisis Fundamental

    Se busca encontrar un valor intrínseco de cada acción. Para encontrar el valor intrínseco utilizaremos diferentes baremos: la capacidad de generación de beneficios (actuales y futuros). Calcular el valor intrínseco de una acción es imposible ya que hay muchas incertidumbres difícilmente cuantificables. Así, lo que se intenta es una aproximación por las diferencias cualitativas entre diferentes empresas. Para analizar cada empresa es necesaria información sobre las cuentas de la empresa, en especial el balance y cuentas de resultados de la sociedad, análisis del contexto en que se desenvuelve la empresa, su sector, riesgos futuros,... y capacidad futura de desarrollo de la propia empresa.

    Aunque el análisis fundamental es el considerado como el único a seguir, guía en especial al inversor más conservador. EL INVERSOR más a corto plazo, sin embargo, se suele guiar más por el análisis técnico. Igualmente, basarse en balances no es muy adecuado para las empresas de la nueva economía basadas en modelos de negocio que no están consolidados y, por lo tanto, no tienen detrás un historial de beneficios en la época actual.

    Análisis del balance

    1 PER Es la relación entre precio y beneficio neto de la empresa o las veces que el valor de la empresa contiene el beneficio. Así, dentro de un sector deberíamos escoger las acciones con un PER más bajo.

    Sin embargo, el PER tiene sus inconvenientes, ya que da un valor del año en curso y no mide la futura evolución de los beneficios, que dependen de muchos factores. En cambio, en el precio de la acción, estos beneficios ya están descontados.

    2 Precio-Cash Flow Es el PER pero incluyendo las amortizaciones. Partir del beneficio neto, depende del criterio de las amortizaciones. Si no se hace de forma homogénea con las otras empresas, desdibuja los resultados. Por ello, se utiliza también el ratio Precio-Cash Flow (beneficio más amortizaciones)

    3 Rentabilidad por dividendo: El ratio entre dividendos repartidos y precio de la acción.

    4 Pay-out Es la proporción entre los dividendos y los beneficios totales


    2. Análisis Técnico

    Pretende detectar cúal es el momento idóneo de compra o de venta de un valor.

    Para ello, se parte de un análisis exhaustivo de la evolución histórica de diferentes series donde consta el precio para detectar situaciones repetidas para proyectarlas en un futuro. De este análisis, salen recomendaciones probabilísticas fundamentadas en pasadas experiencias.

    Requisitos para aplicar el análisis técnico:

    • Solo hay que tener en cuenta lo que pasa en el mercado, nada más, ni informes, ni datos externos
    • Disponer de los instrumentos del análisis técnico en tiempo real y de los datos históricos más amplios posible.
    • Tener los conocimientos técnicos suficientes para conocer las predicciones del análisis técnico, hacer simulación...

    El análisis técnico incluye dos partes complementarias:

    A. Análisis gráfico o chartista
    B. Análisis paramétrico o osciladores

    A. Análisis gráfico o chartista

    Se basa en la visualización del chart para observar alguna de las predicciones que aporta la experiencia analítica. El chart es un gráfico que contiene un eje temporal y en el que se representa al menos lo siguiente:

    1. Gráfico de cotizaciones. La cotización diaria se representa en barras verticales que representan el valor máximo y el valor mínimo de la sesión

    2. Gráfico de volúmenes. Diagrama de barras, una por sesión, que representan el volumen negociado. Este gráfico se representa en la parte inferior.

    3. Gráfico de medias móviles. Son los promedios de precios de cierre de la sesión. Se suele calcular para 10,70 o 200 sesiones

    Predicciones básicas del análisis gráfico.

    3 procedimientos son los más utilizados:

    Cuando observamos que bajando la cotización llega a un determinado nivel e inflexiona (rebota), al menos dos veces a lo largo del tiempo, estamos en una zona de soporte.

    Un soporte es más consistente cuantas más veces haya rebotado la cotización y más lapsus temporal haya entre el primer y el ultimo rebote.

    ¿Cuando se traspasa un soporte? Partiendo de que la cotización va bajando, el mercado es vendedor. A continuación rebota y así en sucesivas ocasiones. Cuando la fuerza de las ventas es tal que, a pesar de la salida de dinero en esa zona, el papel y las ventas ganan y las cotizaciones tiran hacia abajo. Una vez producida la ruptura es de interés observar la cotización posterior ya que la cuantía de la bajada dependerá de la consistencia del soporte: cuanto más consistente es el soporte traspasado, más fuerte será la reacción bajista posterior.

    Además, habrá que observar donde se sitúan los siguientes soportes.

    Las resistencias

    Es el caso inverso. Cuando observamos que la cotización sube y no traspasa cierto nivel, después de dos intentos como mínimo, eso se convertirá en un nivel de resistencia.

    La ruptura de la resistencia provocara una reacción alcista que será tanto o más fuerte cuanto más consistente haya sido la resistencia rota. Al igual que el soporte, la resistencia depende del numero de rebotes y del lapsus temporal.

    Los soportes rotos se convierten en resistencias posteriores. Las resistencias rotas se convierten en soportes. Cuando se rompe una resistencia y no se observa ninguna resistencia más arriba, se dice que el valor está en subida libre.

    Habitualmente, el recorrido trazado por las cotizaciones, fluye por un cauce delimitado por líneas imaginarias. Una de estas líneas se conoce con el nombre de mínimos secundarios. Otra son los máximos secundarios. La banda de fluctuación definida por las dos líneas es la Pista de tendencia. La pista de tendencia incluye movimientos que duran meses o años e incluyen movimientos secundarios y terciarios.

    Una pista de tendencia es alcista si coincide que :

    • los mínimos secundarios son cada vez más altos
    • los volúmenes son concordantes. Cuando las cotizaciones suben, los volúmenes son altos y cuando las cotizaciones bajan, son bajos
    • si las medias móviles se posicionan de forma que la media móvil de 10 sesiones (MM10) va por encima de la MM70 y esta por encima de la MM200.

    Desde el punto de vista técnico, hay que comprar cuando las acciones estén en tendencia alcista

    Una pista de tendencia es bajista si

    • los máximos secundarios sucesivos son cada vez más bajos
    • los volúmenes se comportan de forma discordante. Cuando la cotización sube, los volúmenes bajan. Cuando la cotización baja los volúmenes suben.
    • Las medias móviles se comportan de tal forma que la MM10 perfora a la baja a la MM70, la cual hace lo propio con la MM200.

    Hay que evitar tener en cartera a un valor en tendencia bajista. Al contrario con un valor con tendencia alcista. Lo importante, por tanto, es conocer cuando se produce el cambio de tendencia, cosa que obsesiona a los analistas. Hay formaciones que anticipan los cambios de tendencia con elevada probabilidad. No obstante, puede haber cambios de tendencia sin que se den estas formaciones.

    Son figuras que salen del análisis pasado de las series cronológicas que dibujan estas regularidades que permiten pronosticar con elevada probabilidad el comportamiento posterior de los precios.

    Tipos de formación

    a) De cambio de tendencia

    Formaciones pesimistas que anticipan el cambio de tendencia alcista a tendencia bajista. Hay varias: doble top, figura de distribución o bóveda, cabeza-hombros.

    Formaciones optimistas que anticipan el cambio de tendencia bajista a tendencia alcista. Hay varias: doble bottom, formación de base, cabeza-hombros invertido

    b) De confirmación de tendencia

    Anticipan una probabilidad elevada de continuación de la tendencia previa. Figuras conocidas son la bandera, la banderola y el triángulo.

    B. Análisis paramétrico u osciladores

    Parámetros obtenidos de la observación empírica y que se utilizan junto con el gráfico.

    Los osciladores más utilizados son el RSI, que es el índice de fuerza relativa de un valor.

    El llamado RSI14 se calcula así:

    RSI14=100- (100/(1+Rs14)) ,

    siendo Rs14 el cociente entre la suma de las cotizaciones de los 14 días anteriores en que haya subido dividido por la suma de las cotizaciones de los 14 días anteriores en que haya bajado

    El valor del RSI14 estará entre 0 y 100. 0 si no ha subido en ninguna de las 14 ultimas sesiones y 100 si no ha bajado en ninguna de las 14 ultimas sesiones. La fluctuación más habitual está entre 30 y 70.

    El valor esta sobrecomprado si el RSI14 esta por encima de 70. La sobrecompra indica que hay una fuerza relativa de compra excesiva y hay que estar preparado para vender.

    Inversamente, el valor esta sobrevendido si el RSI14 está por debajo de 30. La sobreventa indica que hay una fuerza relativa de venta excesiva y hay que esperar la señal para comprar, que vendría cuando el RSI rebotara al alza superando los 30.

    El RSI también sirve para cuando se producen las divergencias. Éstas se producen cuando:

    1. la cotización sube y el RSI baja. Es una divergencia bajista y anticipa una bajada secundaria.
    2. la cotización baja y el RSI sube. Es una divergencia alcista y anticipa una subida secundaria.

    Otros osciladores importantes son el stokástico, Momentum y el Balance de volúmenes.

    Arriba

     

    El Inversor.Com

    Aprender sobre Fondos

    Aprender sobre Warrants

    Glosario Inversor

    Depositos Bancarios mas rentables

    Cuentas Bancarias

     



     

     

     

     

    M